La historia de un Gracias

HISTORIAS LOGO GRIS

Jaime, es un señor que vive solo en una casa ubicada en la cima de una montaña que estaba perdida en el mapa. Este anciano de 85 años, tenía un único hijo llamado Carlos. Carlos, venía muy esporádicamente a visitar a su padre. Ya que el trabajo y su familia le quitaban el tiempo de poder ir a darle una vuelta a su padre.

Un día, a Carlos se le ocurre invitar a su padre a pasar  el día de acción de gracias en su casa, y él no muy convencido de la situación, aceptó ir a la celebración a pesar de. Al llegar a la ciudad, Jaime estaba impactado con el cambio que había sufrido esta, la cantidad de nuevos edificios eran barbaros, la basura estaba bien organizada, las líneas estaban bien pintadas y como eso, un sinfín de cosas que iban deslumbrándolo a medida que iba recorriendo la ciudad. Cuando llegó a la casa de Carlos encontró a su yerna Carlota, a sus nietos Joaquín y Adelina muy bien vestidos esperando la llegada de su abuelo. Al llegar, bajó su maleta, y sus nietos corrieron a abrazarlo y él se sintió como en su casa,  más atrás venía Carlota, su yerna, con una gran taza de chocolate.

Al caer la tarde, ya todos estaban vestidos, y empezaron a llegar los invitados que amenizarían la velada de acción gracias. Entre ellos habían vecinos, amigos y conocidos de Carlos y Carlota. A la hora de presentar al abuelo él sin un gesto de agradecimiento extendía la mano y con una desagradable cara decía “Mucho gusto” Claro, eran comprensibles esos comportamientos, ya que él en la montaña donde vivía, solo trataba al vecino que ocupaba una casa a 3000km de la suya.

Antes que comenzara la cena, Carlota y Carlos sacaron la biblia para agradecer y notaron la ausencia de Jaime, era evidente su molestia ante la gratitud. Luego volvió a la mesa y en menos de 2 horas y media terminó la cena.  Un rato después, Carlos llamó la atención de Jaime diciéndole que quería hablarle. Dejó caer de la botella a su vaso un poco de whisky, y se sentó en el sillón que alguna vez le perteneció a él y ahí le comentó.

–          Carlos: ¿Sabes que tú me sembraste uno de los sentimientos más preciosos que he podido cultivar durante mi vida?

–          Jaime: No, ¿Cuál será?

Se acomodó en el regazo del sofá y dijo:

–          Carlos: El de la gratitud, no hay nada más bonito que ser agradecido en esta vida. Ahora yo me pregunto algo, Ya que tú me lo enseñaste con tanto afán ¿Por qué no lo pones en práctica?

–          Jaime: Hijo, si yo te contara. Todos estos años viviendo en el campo he sufrido de depresión, me he alejado de la gente y he perdido ese roce social que me caracterizaba. Muchas veces he pensado que tú me tiraste al abandono, y con el pasar de las horas llegas a visitarme. La vejez no es nada fácil, pero espero superar esto.

–          Carlos Pero es que fuiste tú el que me pediste que te comprara esa casa fuera de la ciudad.

–          Jaime: Claro, es que llegó un momento en el que todo me abrumó luego de la muerte de tú madre y no pensé mucho en esto.

–          Carlos: Eso es lo que pasa cuando no pensamos en el futuro.

–          Jaime: Oye hijo, gracias por hacerme reflexionar.

–          Carlos Viste, no es difícil.

A los días, Carlos estaba terminando de ayudar a su padre con la maleta y le comentó una idea

–          Carlos: Oye papá, y ¿Por qué no te compras una casa aquí en la ciudad sin vender la del campo?

–          Jaime: Eso pensé, me gustaría tenerlos cerca y venirlos a visitar todos los días.

Y cumpliendo lo dicho, ahora Jaime tiene un mejor semblante y recuperó el ánimo que lo caracterizaba antes que su esposa muriera hace unos 12 años atrás.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s